Smartphone vs iPhone: ¿cuál es mejor? Comparación de las diferencias entre Android e iOS

Smartphone vs iPhone: ¿cuál es mejor? Comparación de las diferencias entre Android e iOS

Imprimir Email
(0 votos)

Cuando hablamos de dispositivos móviles, las referencias son sin duda el mundo de Android e iOS: no sólo dos de los sistemas operativos más utilizados, sino dos auténticas filosofías.

En este artículo, analizamos las características y diferencias entre iOS y Android y hacemos una comparación entre smartphones y iPhones.

No perdamos tiempo, ¡vamos!

Índice

  1. Smartphone y sistema operativo Android.
  2. iPhone y sistema operativo iOS.
  3. iPhone iOS vs. Smartphone Android: Comparación.
    1. Dispositivos.
    2. Pantalla.
    3. Memoria.
    4. Batería.
    5. Rendimiento.
    6. Diseño y materiales.
    7. Aplicaciones.
    8. Navegación por Internet.
    9. Facilidad de uso.
    10. Actualizaciones del sistema.
    11. Apoyo.
    12. Pagos digitales.
    13. Asistente de voz.
    14. Precio.
  4. Mejor smartphone.

 

Smartphones y sistema operativo Android.

El término Smartphone se refiere genéricamente a los teléfonos móviles con pantalla táctil y funciones similares a las de un PC.

Gracias a los smartphones es posible conectarse a la red y navegar por Internet, enviar mensajes de texto y multimedia, intercambiar correos electrónicos, hacer fotos y vídeos, ver películas y escuchar música, jugar a videojuegos, llamar por teléfono y realizar toda una serie de tareas específicas gracias a las llamadas Apps.

También conocidas como apps, son programas que pueden realizar diversas funciones, permitiéndonos añadir nuevas funcionalidades a nuestros dispositivos móviles.

Aunque lingüísticamente el término se refiere a todos los teléfonos con pantalla táctil y funcionalidades avanzadas (incluidos los iPhones), el término Smartphone se utiliza a menudo para referirse exclusivamente a los dispositivos que NO gravitan en el mundo de la compañía Apple, sino que utilizan un sistema operativo Android (más sobre lo que es un SO en un momento).

Este es precisamente el significado que probablemente usted mismo haya dado a la palabra si ha buscado la diferencia entre Smartphone y iPhone antes de encontrarse con este artículo.

Lo que permite que todos los smartphones funcionen y, en concreto, nos permite interactuar con ellos se llama sistema operativo. Al igual que ocurre con los ordenadores, se trata de una aplicación básica que nos permite realizar operaciones, emitir órdenes y utilizar las distintas funciones del dispositivo, a través de una interfaz gráfica cada vez más intuitiva e interactiva.

En este ámbito, tenemos dos grandes mundos para comparar, ambos decididamente fiables:

  • Android: el sistema operativo propiedad de Google, que la empresa pone a disposición de numerosos fabricantes de teléfonos inteligentes.
  • iOS: el sistema operativo, por decirlo en inglés, desarrollado por Apple exclusivamente para sus dispositivos móviles.

Android es actualmente el sistema operativo más popular y utilizado del mundo, probablemente debido al hecho de que comenzó como un sistema operativo de código abierto.

Antes de ser comprado por Google, era de hecho un proyecto abierto, un software no protegido por derechos de autor y libremente modificable por los usuarios. Hoy en día, aunque el código principal ya no es editable, sigue siendo posible instalarlo en diversos dispositivos y plataformas.

Google permite que fabricantes de smartphones como Samsung, Huawei, LG, Xiaomi, Sony, Asus o HTC, por citar algunos, utilicen Android. Éstos pueden modificar su aspecto y personalizarlo para hacerlo compatible con sus propios dispositivos.

Precisamente la posibilidad de personalización es una de las características especiales de este sistema operativo, que permite a cualquiera, incluidos los usuarios finales, adaptar Android a su smartphone de forma muy personal:

  • Las apps pueden descargarse no sólo de la tienda Google Play, sino de cualquier parte (otras tiendas online o Internet en general).
  • Es posible modificar los gráficos del propio dispositivo.
  • Se permite instalar versiones modificadas de Android, conocidas como Custom ROMs.

A la infinita libertad que ofrece este sistema operativo se suma el hecho de que el número de aplicaciones en la Play Store es ya gigantesco, por lo que es posible encontrar un programa o aplicación para cualquier necesidad.

Por otro lado, la apertura que ofrece este sistema lo expone a mayores riesgos o desventajas:

  • Menor protección: mayor exposición a malware y virus, debido a su amplia distribución y a las personalizaciones que se pueden hacer, que hay que cuidar;
  • Caída del rendimiento: Android puede ser pesado, propenso a bugs y ralentizaciones, si no se dispone de un hardware de altas prestaciones, lo que depende de cada marca y dispositivo;
  • Actualizaciones del sistema: el lanzamiento de una nueva versión de Android obliga a las marcas que lo utilizan para sus smartphones (Samsung, Huawei y compañía) a adaptar sus características según sus propias especificaciones y necesidades. Este paso lleva tiempo y, a menudo, para algunos dispositivos no es posible utilizar versiones de software actualizadas y más nuevas que la que se utilizaba originalmente.

En resumen, mientras que tenemos los PRO de la personalización y la libertad, tenemos los CON de una mayor exposición a problemas de seguridad, degradación del rendimiento y actualizaciones lentas.

iPhone y el sistema operativo iOS.

El término iPhone designa la gama de dispositivos smartphone del gigante estadounidense Apple.

Por tanto, iPhone no es más que el nombre que Apple ha dado a su última generación de teléfonos, que se han convertido en un icono mundial. Desde que en 2007 el iPhone representara un modelo para la evolución del sector tecnológico de los teléfonos inteligentes, se ha convertido en un auténtico objeto de culto para muchas personas.

iOS es el nombre del sistema operativo utilizado por el iPhone, pero también por los dispositivos iPad y iPod Touch. Es el segundo sistema operativo más utilizado del mundo, señal de lo extendido y popular que está el iPhone y el fenómeno Apple en general.

Lo que hace de iOS un ganador es el hecho de que el software se desarrolla mano a mano con el hardware, es decir, los teléfonos, creando una combinación ganadora.

A diferencia de Android, que se reutiliza en tantos dispositivos diferentes de distintas marcas, el sistema operativo de Apple nació con y para los dispositivos de Apple, lo que lo hace de hecho mucho más potente. El "motor" de los iPhones está diseñado y construido para ofrecer el mejor de los dispositivos a los usuarios.

Esto se traduce en numerosos beneficios:

  • Rendimiento e intuitividad: el iPhone es apreciado por su eficacia, rapidez y fluidez, que minimizan los fallos y las ralentizaciones, así como por su facilidad de uso.
  • Seguridad: iOS, al no estar en absoluto abierto al mundo fuera de Apple, minimiza la exposición a software malicioso, virus y malware.
  • Actualizaciones del sistema: a diferencia de Android, cada actualización del sistema operativo es directamente descargable y utilizable por los usuarios en sus propios dispositivos, sin esperas.

Al igual que la tienda de Google, la Apple Store ofrece ahora tantas aplicaciones que es posible tener programas para satisfacer cualquier necesidad.

El ecosistema permite compartir y sincronizar prácticamente todo entre los distintos dispositivos Apple de un mismo usuario: iMac, iPhone, iPad, etc.

Por otro lado, hay que decir que las opciones de Apple crean un ecosistema cerrado, lo que también conlleva limitaciones y desventajas:

  • Personalización mínima, con pocas posibilidades de modificaciones gráficas.
  • Aplicaciones descargables únicamente desde la tienda oficial y no desde otras tiendas en línea o sitios web.
  • Herramientas y accesorios compatibles sólo si son de la marca Apple.
  • Precios definitivamente no al alcance de todos.

Así que, si queremos resumir el iPhone, entre los PRO hay que mencionar sin duda el diseño, la eficacia y la velocidad, así como la seguridad y un sistema operativo siempre actualizado. Los contras, en cambio, son un ecosistema cerrado, un sistema operativo no modificable y una personalización limitada, además del precio.

iPhone iOS vs Smartphone Android: Comparación.

Cupertino y Mountain View, sedes de Apple y Google respectivamente, representan dos mundos tan distintos, aunque separados por sólo unos diez kilómetros.

Hemos visto las características generales de los sistemas operativos y de los respectivos dispositivos, ahora vamos a hacer una bonita comparación característica por característica para ayudarte a entender mejor las diferencias entre los smartphones y los iPhones en todos los aspectos.

Dispositivos.

La apertura del mundo Android significa que la gama de teléfonos móviles para elegir es decididamente amplia. Así que hay mucho donde elegir, incluyendo Samsung, Huawei, HTC, LG, Sony, Asus, Xiaomi, Acer y muchos otros.

Gracias a esta posibilidad, todo el mundo puede encontrar el smartphone que mejor se adapte a sus necesidades, en términos de rendimiento, funcionalidad, memoria, etc.

El mundo iPhone, por su parte, tiene un número más limitado de modelos, fruto de pertenecer a una única compañía, que se centra en desarrollar sólo dispositivos innovadores y no meras copias de sus predecesores.

También en este caso, la distinción viene dada por el número de modelos.

Si sólo hay unos pocos iPhone, obviamente hay que "conformarse" con el tamaño y la tecnología que ofrecen los distintos modelos. Eso sí, hablamos de pantallas excelentes, fabricadas con tecnología Super Retina o Liquid Retina, con tamaños que van desde las 4,7 hasta las 6,5 pulgadas.

Android, dependiendo de la marca elegida, ofrece multitud de opciones tanto en tamaño de pantalla como en tecnología.

Para estos 3 estamos hablando de la parte superior, pero la calidad de la pantalla es ahora muy bueno para todos los modelos, con colores vivos y brillantes. También hay soluciones de pantalla compacta, para quienes no necesitan grandes pantallas y prefieren un modelo más pequeño.Memoria

Hoy en día, todos los fabricantes fabrican el mismo dispositivo en múltiples configuraciones con respecto a la memoria de almacenamiento. Así, tanto para iPhones como para otros smartphones, tenemos teléfonos con 8, 12, 16, 32, 64, 128, 256 y 512 GB de memoria.

Sin embargo, Android permite que muchos modelos hagan uso de la llamada memoria ampliable. Al insertar tarjetas Micro SD, es posible aumentar la capacidad de almacenamiento del smartphone, lo que no es posible con el iPhone.

Batería.

La optimización de iOS reduce el consumo de batería, a diferencia de Android, que agota el smartphone con más facilidad. Sin embargo, muchos modelos que utilizan Android tienen baterías muy grandes en términos de capacidad, hasta el punto de que duran más.

Además, muchos modelos de smartphone tienen una batería extraíble y, por tanto, intercambiable. En cambio, los iPhones requieren desmontar el aparato, una operación que desde luego no está al alcance de cualquiera. Es necesario, para no comprometer el manzanófono, acudir a centros especializados.

Rendimiento.

El hardware de la mayoría de los smartphones es superior al de los iPhones. Sin embargo, la optimización del software nativo para el iPhone le permite rendir mejor, explotando al máximo el potencial del dispositivo.

Android, que se ejecuta en dispositivos con características y componentes diferentes, requiere mejores especificaciones de hardware para lograr un rendimiento óptimo.

Diseño y materiales.

El iPhone siempre ha sido sinónimo de elegancia, elección de materiales, en una palabra diseño, con atención a cada detalle. Manejar un dispositivo Apple da la impresión de tener en las manos un artículo de lujo, pero que a la vez se siente sólido y duradero.

Como se indica en el sitio web de Apple: acero quirúrgico inoxidable, aluminio de calidad aeroespacial y el cristal más resistente jamás utilizado en la industria. Estos son los elementos que hacen del iPhone un dispositivo duradero a la par que refinado.

Por otro lado, la variedad de ofertas de Android es de nuevo el resultado de las muchas marcas de smartphones que hacen uso de ellos. Sin duda, hay modelos con materiales más refinados y elegantes, pensados para competir con la elegancia de Apple, otros diseñados para ofrecer la máxima resistencia combinada con ligereza, y otros que favorecen una mayor comodidad. Todo ello, obviamente, en consonancia con el coste.

Aplicaciones.

En el debate sobre las aplicaciones, la aguja de la balanza no se inclina realmente hacia un lado. Como hemos mencionado a lo largo del artículo, tanto iOS como Android tienen aplicaciones para cada necesidad.

A veces ocurre que algunas aplicaciones son gratuitas en Android y de pago en iOS. Por otra parte, muy a menudo el desarrollo de una aplicación viene primero de iOS que de Android, donde hay que adaptar los programas a los distintos dispositivos y marcas, una actividad que lleva más tiempo.

Navegación por Internet.

 iPhone permite navegar utilizando principalmente el navegador Safari, mientras que Android es más flexible y ofrece muchas opciones: Chrome, Firefox...

Facilidad de uso.

iOS es notoriamente popular por su simplicidad. En comparación con Android, que puede resultar un poco más engorroso para quienes no están familiarizados con la tecnología, es más intuitivo. Se aprende rápidamente a utilizarla y de un modelo a otro no hay diferencia. En cambio, cambiar de marca de smartphone puede requerir algunos ajustes.

Actualizaciones del sistema.

Este es un tema ya mencionado en el artículo, pero merece la pena repetirlo.

Las actualizaciones de software en los iPhones son definitivamente mejores que en los smartphones de la competencia: rápidas, inmediatas y de alto rendimiento, a diferencia de Android, que tarda más y requiere ajustes en las versiones individuales desarrolladas por cada marca.

Asistencia.

En este sentido, Apple es indudablemente mejor, ya que ofrece una asistencia dedicada y un servicio de atención al cliente eficaz. La compatibilidad con otros smartphones depende mucho del fabricante, pero en cualquier caso por las experiencias de los usuarios no está a la altura de Apple.

Pagos digitales.

La tecnología ofrece cada día nuevas soluciones para mejorar nuestras vidas: los sistemas de pago digitales son probablemente una de ellas.

También en este sentido, los mundos de Apple y Google se han afanado en desarrollar sistemas propios que permitan utilizar smartphones y smartwatches para realizar pagos: de ahí el nacimiento de Google Pay y Apple Pay. También está la opción Samsung Pay, diseñada específicamente para los dispositivos Samsung que funcionan con el sistema operativo Android.

Hay que decir que Google Pay también se puede utilizar en dispositivos Apple, gracias a la app específica, mientras que Apple Pay es exclusivo de los dispositivos 'manzaneros': iPhone, iPad y Apple Watch.

Asistente de voz.

En cuanto a los asistentes digitales, hay que destacar la lenta evolución de Siri de Apple, unos pasos por detrás de la competencia.

En Android, en cambio, es posible aprovechar el Asistente de Google, mucho más potente en cuanto a las acciones que puede realizar y su capacidad para interpretar órdenes y peticiones.

Precio.

El elemento precio es sin duda uno de los más relevantes en la elección entre iPhone y smartphone.

La amplia gama de dispositivos que utilizan Android, de tantas marcas diferentes, permite elegir la solución más adecuada para todos los presupuestos y con las características técnicas que uno prefiera

Hay teléfonos de bajo coste, para los que no tienen pretensiones y quieren un smartphone de última generación, pero sin funciones avanzadas ni prestaciones estratosféricas.

Hay dispositivos de gama media con una excelente relación calidad-precio. En ese caso carecerán de algunas prestaciones, pero puedes tener todo lo que necesitas, con buenas prestaciones y precios asequibles.

Por otro lado, para los últimos topes de gama Android, los precios no difieren mucho de los últimos iPhones.

En cambio, el mundo Apple no siempre está al alcance de quienes desean gastar poco. Para ahorrar un poco de dinero, hay que apostar por modelos con excelentes prestaciones pero que no sean de última generación.

Sin duda, son la opción ideal para quienes quieran probar iOS pero no dispongan de un gran presupuesto: seguro que quedarán satisfechos con el rendimiento que ofrecen estos dispositivos.

Los mejores smartphones.

Como hemos visto, los pros de una categoría resultan ser los contras de la otra. Así que no es fácil, incluso después de analizar todas las diferencias entre smartphones y iPhones, tomar la decisión correcta.

Desde luego, no nos corresponde a nosotros decir cuál es el mejor smartphone del mercado o el mejor sistema operativo: depende mucho de las necesidades y preferencias de cada uno.

Hay quien dará más importancia a ciertas características, como el rendimiento o el diseño, y quien dará más peso a la posibilidad de personalizar el dispositivo o lo que sea.

Esperamos que nuestra comparativa de iOS y Android con sus dispositivos haya aclarado tus dudas y te haya ayudado a elegir tu próximo smartphone.

 

Fuente


Deja un comentario

Presione enter para buscar

data system reparacion mac madrid

Nosotros

Data System es una empresa de informática fundada en el año 2007, para solucionar problemas informáticos a particulares y empresas

(+34) 657783389
[email protected]
C/. Dr. Esquerdo, 12, 28028 Madrid

Nuestro Horario

Lun - Vie
10-14 y 17-20 h
Sábado
Pedir cita
Domingo
Cerrado

Palabras Gerente

palabras del gerente

Agradecer a todos los clientes por visitar nuestra página web de reparación de ordenadores, portátiles, Mac y móviles

Firma del gerente